En un tiempo donde los niños son abducidos por gamers vacios de contenido en youtube,  el arte con sus superpoderes sale al rescate de la imaginación de los niños en Plom Gallery.

paint-boxer-a-photo-by-jordi-salinas

PLOM Gallery es una galería de arte contemporáneo orientada a los más pequeños. Defiende el poder del arte como una herramienta de formación y desarrollo humano de los niños que estimula la creatividad, la imaginación, la cultura del esfuerzo y la autoestima. El arte, además de un ejercicio estético, en PLOM Gallery tiene un rol pedagógico en las paredes de nuestros pequeños coleccionistas.

Más importante que una obra de arte en sí misma es lo que sembrará. El arte puede morir, una pintura puede desaparecer. Lo que cuenta, es la semilla.”
– Joan Miró-

plom-gallery-644x362

Una característica singular del proyecto, es la de incluir, además del correspondiente certificado de autenticidad, un título de propiedad que irá a nombre del niño poseedor de la pieza, haciéndolo así propietario de la obra de arte e inaugurando su colección. Más allá del juego que esto pueda suponer, el objetivo es el de crear un vínculo emocional entre el niño y el arte, enseñándole a apreciarlo y potenciar su comprensión y presencia en el día a día. Entendemos el arte como una herramienta activa en el desarrollo humano, cultural y emocional. Martha Zimmermann es la fundadora y directora de la galería.

. El nacimiento de su hijo Nicolás da un giro a su vida y, tras dos años dedicados a él, ahora concentra sus esfuerzos en Plom Gallery, la primera galería de arte dedicada al público infantil, con la intención de dar a conocer y enseñar a disfrutar del Arte a los más pequeños.

1764-plom-gallery

Plom Gallery cuenta además con un Club infantil. Plom Kids Club. El club del pequeño coleccionista, una comunidad de padres y mdres interesados en la educación de sus hijos en el mundo del arte, donde se organizan talleres, exposiciones, conferencias, vistas a estudios de artistas, etc.

ppb_blog-750x400

PLOM Gallery se encuentra en la calle Séneca 31 de Barcelona, junto a la Avenida Diagonal y la Vía Augusta.