Osaka, Japón es el escenario en el que el cineasta Aujik desarrolla un corto en vídeo grabado por aviones no tripulados. El cortometraje de cuatro minutos dialoga con el paisaje mundano normalmente mundano de Osaka desafiando las leyes de la física y transformando edificios icónicos como el rascacielos Tsutenkatu en megaestructuras monstruosas, generando un paisaje en  3D a medida que avanza el vídeo  por debajo de las imposibilidades de la arquitectura de flexión y torsión. Sin que la vida de los ciudadanos se vean afectadas por las anomalías urbanas.

Las influencias de AUJIK en la realización de este trabajo van desde el famoso edificio Gunkan en Tokio para el juego de PlayStation 2 de Sony Katarami Damacy, pero su mayor influencia sin duda es el movimiento arquitectónico japonés  Metabolism architecture con conceptos de crecimiento biológico.

Igual que en otros proyectos, AUJIK trabajo en estrecha colaboración con un músico para crear la atmosfera sonara de este video. En el pasado ha colaborado con músicos Escoceses y bandas de metal negro de Estados Unidos en este caso realizo el trabajo con el productor de música electrónica japonés Daisuke Tanabe creando un ambiente extrañamente tranquilo ante un paisaje urbano que se retuerce.